El fin del dinero físico

Please follow and like us:

 

El Gobierno comienza a anunciar la muerte del dinero físico tal como lo conocemos. 

Billetes y monedas van a dejar de existir tal como ya en su día vaticinamos, lo que hoy es la realidad, para todos aquellos que hicieron oídos sordos de lo que decíamos.

Lo mas curioso es que el 29% de los españoles son partidarios de que el dinero tal cual lo conocemos, desaparezca por completo, tal como ya ha ocurrido en países como Dinamarca que han puesto limite en el 2.030, para su erradicación en beneficio del dinero virtual.

En concreto se ha aprobado el Anteproyecto de Ley de Servicio de Pago, o lo que es igual a decir que todo empresario o profesional va a tener la obligación de ofrecer a sus clientes un sistema de pago alternativo al dinero en efectivo, siempre que el importe de la operación supere los 30 euros.

Este anteproyecto procede de la directiva 2015/2366 de servicios de pago PSD2, en las que se dan los aspectos claves para su implantación debido principalmente a que grandes operadoras, bancos y empresas privadas de gran calibre a nivel mundial comenzaron a implantar este tipo de pagos en sus transacciones, lo que ha llevado a la regulación de la misma.

En dicha directiva, de una gran ambigüedad se le hace el trabajo regulatorio a las grandes compañías para el pago de sus servicios y productos, argumentando, que son mas seguras y que reducen las perdidas al ser utilizadas vía online en caso de impagos, extravíos o robos, como si en el ciberespacio todo estuviera seguro en cuanto al pago vía Internet.

Y en España que?

Pues en España nuestro gobierno, aunque anclado en muchos aspectos en el pasado, ha querido ser tan moderno que ha dado un paso mas hacia la implantación de dicha directiva y por ello en ella obliga a comerciantes, empresas y profesionales a disponer de dicho medio de pago además del de aceptar dinero físico, medida encaminada, según el Gobierno, a garantizar al consumidor el acceso a diferentes opciones así como la opción de decidir como pagar, beneficiando al comerciante que podrá incrementar las opciones de pago y por consiguiente el de modernizarse y mejorar el numero de operaciones que acepten, todo ello según los grandes beneficiados como, Bancos, Financieras, y empresas tales como MasterCard, Visa, etc, en detrimento de los que utilizan el dinero físico en operaciones sin declarar, algo que pronto pasará al pasado según el ritmo al que nos encaminamos.

Que cambios supone para Empresas, Comerciantes y Empresarios?

Todos tendrán que adaptarse a las nuevas formas de pago, bien con un datáfono, si quieren recibir el pago de sus clientes con tarjetas de crédito y/o débito, o bien, incluyendo en sus posibilidades de pago el utilizar métodos de pago online como cuentas de Paypal y similares. Como ventaja, si el cliente tiene una aplicación móvil de confianza donde se introducen las tarjetas podrá pagar en establecimientos y beneficiarse de descuentos, puntos, etc, con una connotación importante, que todos sus datos y hábitos de consumos serán registrados y por tanto estaremos mucho mas que controlados.

Realmente los grandes beneficiados serán las grandes empresas, bancos y el mismo Estado, ya que es otra manera de controlar el flujo de dinero en circulación, aunque sea virtual, dinero falso al carecer de valor por ser un papel impreso, que va a mermar aun mas el poder adquisitivo de los ciudadanos, estando aun mas controlados y siendo además mas fácilmente manejados, en detrimento de todos aquellos que utilizan el dinero “b”, al que ha muchos se les va a complicar su conversión, puesto que los plazos y limites están ya estipulados, en un horizonte temporal que en España supondrá, la fecha de 2.020 a 2.025 para su total implantación y conversión de dinero físico a virtual.

Bienvenidos al futuro, pasen y disfruten…

 

Deja un comentario